Escuchar para Aprender


El enseñarle a los niños que escuchen es muchas veces una tarea difícil. ¿Cómo puede describir una persona una acción que aparece ocurrir automáticamente? Es importante que los niños sean conscientes que el escuchar puede ser una acción deliberada la cual ellos pueden controlar.

El primer paso definiendo la audición es enseñar la anatomía de escuchar… ¡y no me refiero al oído solamente! El escuchar ocurre cuando el cuerpo entero está envuelto. Es importante empezar sentándose quieto, observando al hablante, y teniendo una voz silenciosa. Aunque el oído es la parte principal del cuerpo para escuchar, los ojos, las manos, los pies, y la boca son los “ayudantes.”

El próximo paso enseñándole a los niños habilidades auditivas es ayudándolos a identificar “distracciones” que hacen el escuchar difícil. Los niños pueden identificar ruidos que hacen el escuchar difícil en el aula escolar como por ejemplo: la lluvia, hablando, niños jugando, etcétera. También, es bueno repasar cuáles ruidos nos alertan al peligro (por ejemplo, el timbre de la alarma de fuego) y cuáles sonidos nos alertan a la diversión (por ejemplo, la música.)

Ya que muchos niños necesitan representación visual para entender éste concepto, un proyecto de arte puede ayudar. Trate haciendo dos caricaturas de orejas, una que es “feliz” y una que es “triste.” Haga que los niños clasifiquen fotos, o quizás que hagan dibujos pequeños de cosas que hacen a la oreja feliz, como un cuarto silencioso, las manos quietas, etcétera, y ponerlas al lado de la oreja feliz. Próximo, haga lo mismo para la oreja triste haciendo representaciones visuales de ruidos altos, aulas escolares ruidosas, manos y pies ocupados, etcétera.

El próximo paso sería definiendo maneras las cuales el escuchar nos ayuda aprender como diciendo “repite lo que escuchaste” o “haz preguntas acerca de lo que escuchaste.” En adición, las estrategias de memoria asociadas con la audición son útiles, como:

• escuchar palabras claves

• tomar notas • bosquejar

• practicar la tarea en “el ojo de tu mente” antes de empezar

• escuchar palabras que son enfatizadas

• listar las distracciones auditivas según ocurren, discutiéndolas y disminuyéndolas • recordar información

Es esencial recordar que las tareas de arriba no pueden ser cumplidas hasta que el niño/a haya identificado e ignorado las distracciones, tiene una conciencia de las distracciones de ruidos ambientales, y puede independientemente “enfocarse” al recordar usar sus oídos y los “ayudantes” (sentándose quieto, observando, etcétera.)

Las habilidades auditivas deben ser revisadas frecuentemente en orden de reforzar la habilidad. Una conciencia del proceso de escuchar debe empezar tan temprano como en la escuela preescolar y debe continuar a través de la mayoría de la educación de la persona, hasta durante la adultez.

Referencias Barrick, W., Whole Body Listening Throughout the Elementary School Years.Advance Magazine for Speech Pathologists and Audiologists, 2000. Truesdale, S., Whole Body Listening: Developing Active Auditory Skills,. Language, Speech and Hearing Services in School, 1990,21:183-184.

#padres #tutuores #estimularlenguaje #estimularhabla #desarrollolenguaje #desarrollohabla #explorarelambiente

0 vistas

© 2023 by Little Tots Preschool.

Proudly created with Wix.com